Opinión

Patricio Cornejo
@PatoCornejo
Periodista del Grupo Caravana

 

Nuevamente por Chile después de 24 años de su anterior Copa América en 1991, eran tiempos lluviosos aquellos, ahora es un tiempo seco, pero con el mismo problema de aire contaminado que dicen que se arregla con fuertes lluvias que no deseo que caigan, será mejor para que las canchas chilenas no se vuelvan pesadas e impracticables.

Como en aquella copa de 1991, Chile se prepara, y con respetable ambición, a tratar de ganar la vieja copa de plata que se entrega a los campeones de América, su estratega planea convencer con su fútbol rápido, marcador en todas las zonas del terreno, buscar los resquicios en las defensas de los equipos del grupo A, inaugura con el rival que le puede presentar barricadas, pero luego la tendrá más fácil en el papel, igual panorama se presenta para los planes de Gustavo Quinteros, siendo el tercer partido contra México sumamente estratégico por suponer que ambas escuadras llegarán con posibilidades de clasificación a cuartos de final.

Messi, sin duda es uno de los atractivos de la Copa, forma parte de una escuadra que estuvo a centímetros en varias ocasiones, hace un año, de ser tricampeón mundial, los dirige Martino, habría sido bueno para los argentinos que continúe Sabella, pero están intactos y mejorados muchos elementos albicelestes; Uruguay sin su paladín del ataque Luis Suárez pero con el espíritu del campeón reinante, pelearán sin duda.

Brasil, el equipo que más ha ganado en la época moderna y contemporánea de la competición, como en gran parte de las últimas copas llega con plantillas sin celebridades y hace  buenas copas, es la idea de Dunga, como lo logró el 2007 en Venezuela, los nuevos querrán ganar celebridad, mientras todos sus rivales fuertes han traído arsenal completo, Brasil con un equipo renovado piensa sacarse la mancha de Brasil 2014.

Y Ecuador, con una apuesta fresca, y con varias caras debutantes en lides internacionales, ora por las bajas de última hora, ora por la búsqueda de los jugadores de nueva generación , le toca un grupo accesible, estreno con el más peligroso, lo ideal sería salir bien parado del Nacional, con puntos o sin ello, pero con el personal completo y con ganas de llevarse los siguiente juegos, así nos encuentra esta nueva copa, con reclamos en las calles principales de Santiago, hasta una marcha en favor del cultivo de marihuana vi, ahora vendrá el fútbol, hará olvidar muchas cosas que nos agobian en Chile y Ecuador.

Deja un comentario